Registro central de infracciones – Sospechosos habituales.


Por lo visto nuestros queridos políticos tienen en marcha un nuevo control ciudadano, otra manera, no solo de tenernos controlados, sino de ejercer presión, algo así como una lista de «sospechosos habituales» disfrazada de algo inocuo que en realidad no lo es. Que quieran poner en marcha un registro de infracciones administrativas es muy fuerte, y más dependiendo de quién acabe teniendo acceso a esta información. Paso a paso van avanzando hacia una total falta de libertades y poco nos va a quedar como sigan así... y se lo sigamos permitiendo.

Opiniones sobre el Registro Central de Infracciones

#Registro central de infracciones
Registro central de infracciones, ¿qué uso tendrá?
Desde Jueces para la democracia afirman que somos un Estado cada vez más  «autoritario, más invasivo en los derechos fundamentales y donde el poder político ocupa más espacios sin control judicial». «Que una sanción administrativa quede registrada no puede tener otro objetivo que tener controlado al ciudadano y va mucho más allá de la Ley de protección de datos y de la seguridad ciudadana». «Es una presunción de criminalidad administrativa y puede suponer un control excesivo sobre las actividades de los ciudadanos». Y la opinión de Joan Queralt, catedrático: «Quieren tener controlados a los ciudadanos. Poder presionar e intimidar mediante la acumulación de la información».
Lo que dice el proyecto es que se crea el Registro Central de Infracciones contra la Seguridad Ciudadana con el único fin de «apreciar la reincidencia en la comisión de infracciones tipificadas en esta Ley»

Registro Central de Infracciones = Lista de Sospechosos Habituales

Lo dicho antes: un registro de SOSPECHOSOS HABITUALES que va a tener muy mal uso y es un ataque flagrante contra la intimidad.
Este registro se añade a otros... Registro de morosos con Hacienda, Registro de defraudadores... por cierto, en estos dos registros deberán figurar los mismos que los hacen, porque está claro que nuestra Hacienda es una morosa recalcitrante, y en cuanto a fraude, el PP parece que cada vez  lo tiene más crudo. ¿Se inscribirán ellos en estas listas?
Y otra historia que anda por ahí a baja voz: escuchas telefónicas sin orden judicial... hablaremos otro día de eso cuando quede claro por dónde van los tiros.
Ramón Cerdá
Leer más...