Sólo hay cooperación y afecto cuando se desecha la autoridad


La educación y el significado de la vida (1950)«Someterse a la autoridad tiene muchas ventajas si se piensa en términos de ganancias y motivos personales; pero una educación basada en la prosperidad y el beneficio personales sólo puede edificar una estructura social caracterizada por la competencia, el antagonismo y la crueldad. Esta es la clase de sociedad en que hemos sido educados, y son evidentes nuestra animosidad y confusión.

Se nos ha enseñado a doblegarnos ante la autoridad de un maestro, de un libro, de un partido, porque es provechoso hacerlo así. Los especialistas en todos los compartimentos de la vida, desde el sacerdote hasta el burócrata, ejercen su autoridad y nos dominan; pero ningún maestro ni ningún gobierno que usen la fuerza, podrán jamás crear el espíritu de cooperación en la vida de relación, que es esencial para el bienestar de la sociedad.

Si hemos de tener verdaderas relaciones humanas los unos con los otros, no debe haber compulsión, ni siquiera persuasión. ¿Cómo puede haber afecto y cooperación genuinos entre los que están en el poder y los que están sometidos a ese poder? Mediante la consideración desapasionada de esta cuestión de la autoridad y sus muchas implicaciones, a través de la observación de que el mismo deseo de poder es en sí destructivo, surge enseguida una comprensión espontánea de todo el proceso de la autoridad. Desde el momento en que desechamos la autoridad, estamos en consorcio con los demás, y sólo entonces es que hay cooperación y afecto».

La educación y el significado de la vida (1950)
[Extracto del libro escrito por Jiddu Krishnamurti]

Leer más...

La política exterior Española, como la Interior, mediocres y llena de políticos sin escrúpulos

Los Guardias Civiles comprendemos a Aminetu, una mujer en lucha por los derechos humanos, lo mismo que les pasa a los Guardias Civiles Democráticos , perseguidos por solicitar los derechos humanos y pateados desde el Estado con operaciones delictuales como la Operación Columna.

AMINETU HAIDAR: UNA HEROÍNA PARA UNA SOCIEDAD SIN VALORES.


En mi ciudad natal, cuando era un adolescente y estudiaba el Bachillerato en el Colegio de las Salesianos de Vigo; en los libros de texto, concretamente los de Geografía de España, figuraba como provincia española “El Sahara” cuya capital era el Aiún; para mí esta provincia, no era ni remota, ni lejana .

En las calles de mi ciudad, muchos vehículos –casi todos deportivos- llevaban la matricula SH, y en la televisión , en su programación, concretamente el denominado -“Por tierra, mar y aire”- la Legión y el Sahara aprecian unidos; sin olvidarnos de aquellas míticas colecciones de sellos que cambiamos en los recreos y intermedios de clases , siendo los más cotizados y vistosos, los dedicados a esta provincia española.

Además, en mi ciudad cuya economía fundamental era la pesca y los astilleros , toda la flota de altura faenaba en el banco sahariano ,siendo el pilar básico de la referida economía local, y el principal caladero donde nuestros pescadores y armadores desarrollaban su trabajo, teniendo como base el puerto saharaiu de Villa Cisneros.

Han pasado, solamente 35 años, cuando nuestro país, decidió vender como una propiedad privada, aquella querida y añorada provincia española, a un países extraños Marruecos y Mauritania, y a sus habitantes tratarlos como en rebaño que se adjuntaba en el citado contrato de compraventa (Acuerdos de Madrid); y despreciando, el derecho de autodeterminación de los saharauis, las resoluciones vinculantes de organismos internacionales y a la opinión pública nacional.

Con Felipe González, Aznar y Zapatero, la política de claudicación en el Sahara ha sido vergonzosa e indigna, España se convirtió en aliado de la monarquía medieval alauíta, mediante inversiones --agricultura , industria construcción, turismo-- y financiamiento de los presupuestos marroquíes, abriendo la puerta a la emigración.

Lo más contraproducente y nauseabundo es que todos los medios de comunicación españoles consideren a Marruecos un país ¿amigo? y democrático; cuando la cruda realidad , es que una Monarquía teocrática, corrupta, represora ,dictatorial, y con complicidades con el tráfico de estupefacientes ,con las cloacas y el terrorismo de Estado.

Cabe recordar, que en los años ochenta --80-- los militantes SUCG entregamos al los amigos del pueblo saharaiu en Madrid material didáctico y gramáticas en español para que nuestra lengua pudiera ser estudiada en los campamentos de Tinduf.

Que España carezca de memoria histórica es una desgracia –aunque hay una Ley aprobada por el Parlamento- (Sidi Ifni , Marcha verde, Muros de separación, Bancos de pesca ,fosfatos, petróleo , proximidad del archipiélago canario, Ceuta, Melilla, sustitución de la lengua española por la francesa,etc); --y que tenga que ser una mujer saharaiu , que no es una feminista institucional.. y que no disfruta de leyes de paridad ni de igualdad-- , la que nos refresque la memoria a los españoles sobre el régimen marroquí que se fundamenta en el derecho divino, en la tortura ,en la represión militar , en la corrupción ;¿Dónde están las feministas españolas , y las Ministras miembras del Gobierno de España , en solidaridad con una defensora de los derechos humanos en un océano islamista ¿ Amineto Haidar , es un ejemplo ante el régimen tiránico marroquí y una senda a seguir en la lucha por los derechos humanos y civiles lejos del activismo virtual y subvencionado.

Aminetu Haidar , como madre, activista de la palabra y de la paz en un lugar del mundo, donde se intenta exterminar a sus compatriota; su postura de desobediencia civil, pone ante la opinión pública mundial ,l a ocupación ilegal de su patria ,la vulneración del derecho internacional y el incumplimiento de cientos de resoluciones de organismos internacionales.

Más tristeza y lástima nos tiene que dar la postura del PP y de su líder en relación con el tema saharaui, ni un apoyo Amanitu, ni a su pueblo; por lo que podemos decir que el apoyo a la tiranía teocrática alauita es total por parte de la oposición españolRa . Les habrá que recordar al Sr. Rajoy y su corte de abogadas del Estado, que el Sr. Fraga apoyó de una manera clara y contundente en los momentos del referéndum de independencia de Timor Oriental de Indonesia, cuando con lagrimas en los ojos en un acto Oficial, siendo Presidente de la Xunta de Galicia ,manifestó: No permitiremos que masacren y asesinen nuestros hermanos de Timor”.

La República Portuguesa , nuestro país hermano , tuvo una postura desde 1975 coherente y de Estado en defensa de su antigua colonia de Timor después de la invasión de Indonesia .El apoyo portugués fue fundamental para que Timor sea estado Independiente , y en los momentos de olvido y más duros para los timorienses , el pueblo portugués, su diplomacia, nunca abandonaron al Frente de liberación de Timor, a pesar de encontrarse a miles de kilómetros de distancia.

Terminamos ya;

Aminetu Haidar, como ciudadano y español de ti digo, con voz fuerte y reiterativa que a tu pueblo saharaiu , los españoles no os olvidaremos, ni os abandonaremos: JAMAS;JAMAS:JAMAS;JAMAS. :JAMAS;JAMAS

PD. Mando mi falicitación y cariño a los miles de Españoles que las ultimas décadas cada verano dan cariño y ayuda a los cientos de niños saharaius de los campamentos de Tinduf , su comportamiento solidario y honesto da la dignidad y la justicia de este país con nuestra querida provincia.

EL SUGC, desde este momento, aportara su granito de arena a la casua saharaiu denunciando la actividad de los servicios secretos marroquíes en España, y su trabajo ilegal al desarrollar activistas en defensa de la marroquinidad del Sahara,

Leer más...

Necesitamos un gobierno de concentración nacional

JOSE MANUEL ARECES DE ÁVILA.- Editor Periódico liberal, El reformista

“Solo podemos permitir hablar de patriotismo a aquel político que esté dispuesto a sacrificar su beneficio por el bien nacional, dando cabida a los que son mejores y no a los que mejor le aplauden”

En 1940 Inglaterra se enfrentaba a una crisis bélica de proporciones catastróficas. Como consecuencia de las brutales e irreales condiciones del tratado de Versalles y de la política pacifista de los gobiernos de entreguerras, Europa se abocó al imperio del totalitarismo y la guerra sin cuartel. Fracasado el gobierno pactista del enjuague de Munich, liderado por Neville Chamberlain, Winston Churchill accede al poder, y su primera decisión es que no puede afrontarse la crisis desde la perspectiva de partido, con unos fines electorales que primen sobre el supremo interés nacional, y que condicionen las medidas extraordinarias que se precisaba tomar. Churchill convocó a una coalición de partidos y personalidades independientes, de tal manera que los mejores representantes del imperio enfocasen sus energías a un solo fin, ausentes de intereses y banderías.

España en estos momentos es el crisol de una crisis dramática, la tormenta perfecta; la conjunción de tres terribles crisis, la económica, la moral o de valores cívicos y una crisis institucional que nos aboca a la ruina nacional y al caos institucional y territorial. Todos los defectos y errores de los últimos 35 años se han coaligado para pasar factura en un solo plazo a la nación española. La conjunción de intereses de políticos profesionales, sindicalistas y aventajados diversos, así como las cesiones constantes de soberanía de unos ciudadanos ausentes de sus obligaciones y derechos, han contribuido a que la presente crisis sea perfecta por las consecuencias que vamos a sufrir.

Nadie está exento de responsabilidad, nadie está libre, la culpa salpica en todas direcciones, pero no nos tiene que preocupar tanto pensar en adjudicar tales culpabilidades, sino en buscar soluciones efectivas. Aquí hay que plantar cara a la realidad cruda, asimilarla y ponerse manos a la obra. No consideramos preciso entrar en los detalles de la crisis, para conocerlos pues solo es preciso leer los miles de artículos escritos en los dos últimos años. Hablemos de salidas viables. Como señalábamos anteriormente la responsabilidad de esta situación hemos de compartirla todos a partes iguales y las soluciones han de ser compartidas del mismo modo.

España precisa de numerosas reformas, con carácter de urgencia, medidas impopulares, dignas de una guerra. Se precisa una reforma constitucional, renovar la ley de partidos y la ley electoral, hacer que la democracia sea efectiva, cosa que no hemos disfrutado desde el año 1976, por mucho que se quiera decir lo contrario. Hemos de reducir el tamaño del estado y convertirlo en una administración al servicio real del ciudadano, adelgazar la nómina pública, retornar competencias al gobierno de la nación, restablecer el equilibrio de los mercados internos, eliminar chiringuitos públicos que no playeros, liquidar el estado de corrupción institucional y civil, devolver al la sociedad el impulso y la soberanía en la dirección de la economía, en la elección directa de sus representantes y en la participación en la grandes decisiones que afectan a la nación. Hay que reformar en profundidad la educación y devolver el derecho de elección a la familia, el estado solo debe garantizar el acceso de todos a educarse pero no al adoctrinamiento ideológico dictado por el mandamás de turno. Se precisa el imperio de la ley para todos, frente al imperio del intervencionismo. Debemos lograr la separación efectiva de poderes, eliminar la intervención de los partidos en casi todos los aspectos que rigen a la sociedad, reducir el déficit público y sanear el gasto, e implicar a la ciudadanía en valores positivos y universales democráticos, concienciarlo en cuanto a que el estado no es proveedor de trabajo ni de regalías, responsabilizar al ciudadano en derechos y deberes, y no solo contemplarlo como mero financiador de la corrupción política y los desatinos de líderes iluminados de formaciones políticas opacas e inaccesibles.

Para afrontar estas reformas radicales solo es posible, como señalábamos anteriormente, tomar medidas de excepción, lideradas por los mejores de entre los ciudadanos y ausentes completamente de la influencia de los espurios intereses partidistas y de facción, y de los intereses localistas. Son medidas que solo pueden pilotarse desde la unidad nacional y lejos de los intereses territoriales y pueblerinos que solo traen desgracia, pobreza, envidia, odio y una división del todo insana.

Precisamos de un gobierno de concentración nacional formado por nuestros mejores expertos y profesionales, un gobierno patriótico en el sentido estricto, un gobierno provisional en cuanto a su permanencia en el poder y lo más importante; un gobierno ajeno a los intereses partidistas, cuyos intereses electorales se sitúan siempre claramente por encima de las medidas drásticas que se precisa adoptar y van en contra de los intereses generales.

Solamente un gobierno que se ausente y distancie de los objetivos de partido puede afrontar con garantías los grandes objetivos de una profunda reforma institucional y económica que devuelva la libertad y la soberanía a la nación, y nos devuelva al rumbo de prosperidad, felicidad y desarrollo que todo pueblo merece.

La nación ha de exigir a sus políticos un gran sacrificio, a cambio de los que ha de asumir cada ciudadano, no es viable que la mayoría cargue con las consecuencias de los errores de unos pocos, esta es tarea de todos, y no es de recibo esperar las reformas de manos de los que son responsables de los problemas creados. Miente cualquier candidato que se postule a las próximas elecciones generales y que pretenda ser adalid de unas posible salida a la crisis, miente también cualquier candidato que pretenda hacernos creer que solo se precisan medidas en la economía, y miente, créanme, cualquier candidato que pretenda hacer dicho camino con su partido en solitario. En las próximas elecciones voten solo por aquel que ofrezca espacio en su gobierno a los mejores sin importar la procedencia o el partido. Solo podemos permitir hablar de patriotismo aquel político que esté dispuesto a sacrificar su beneficio por el bien nacional, dando cabida a los que son mejores y no a los que mejor le aplauden.

Se precisa un amplio movimiento ciudadanos, por encima de ideologías y partidismos, que exija estas reformas, que exija a los políticos, que no son sus verdaderos representantes, que allanen el camino cuanto antes a estas propuestas, porque el tiempo corre en nuestra contra. Es un iluso quien pueda pensar que este sistema se puede mantener más tiempo con solo ver unos leves repuntes en las cifras del empleo, o en balances económicos. O se acometen reformas del sistema en profundidad o simplemente estaremos añadiendo un parche más a la vía de agua de la nave nacional.

Leer más...

A DEBATE EL FUTURO DE LA EDUCACIÓN

Modelo educativo y cambio tecnológico


La educación es un factor decisivo en el desarrollo ciudadano y de sus prioridades depende en gran media el modelo de sociedad. Por ello, la calidad de la enseñanza y el nivel de la formación son factores determinantes para definir la capacidad de un país en un mundo globalizado. En estos artículos se ofrecen dos ángulos del tema, la importancia del cambio tecnológico en el modelo educativo y la necesidad de hacer definitivamente de la educación una prioridad política y ciudadana

Y a sé que esto se ha dicho, pero por si acaso lo remarco: el aprendizaje de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC), los profesores, como la mayoría de personas, lo llevamos a cabo al margen y también a través de la profesión. Y seguramente su uso es más extendido en las relaciones personales, e incluso en la preparación de clases y en la relación con la comunidad educativa, y menos con los alumnos, como manifiestan la mayoría de los estudios, el último muy reciente. Y aunque cabe decir que en la medida que se van incorporando generaciones de maestros jóvenes al sistema educativo su uso aumenta, los avances son todavía lentos, y no se resuelven sólo con la compra de ordenadores. Pues lo que tiene que cambiar son las actitudes, o sea, la manera de aprender de maestros y alumnos. Ya apuntaba en esta línea hace unos años el profesor Sergio Monge, en las conclusiones de su tesis 'La escuela vasca ante el cambio tecnológico (1999-2004)', al considerar que, aun con ordenadores, el modelo educativo en Secundaria no había cambiado sustancialmente. Lo que no es exclusivo de Euskadi, pues en la mayoría de países ocurre lo mismo; el profesorado todavía se siente inseguro en el manejo de las TIC en las aulas. Y lo paradójico es que los conocimientos TIC no se están incorporando en los nuevos másters de formación del profesorado de las universidades españolas para la convergencia europea. Así, sin formación inicial vamos mal.

Es cierto que la enseñanza tradicional, basada sobre todo en el libro de texto, nos da seguridad, y que la función de la escuela ha sido históricamente la de enseñar los conocimientos del pasado, pero hoy no puede limitarse a ello pues el conocimiento crece diariamente de manera exponencial, como todos ustedes saben. Pero no es menos cierto que hay cada día más escuelas que están innovando, y no sólo en Aragón con Microsoft (como se ha hablado estos últimos días), sino también desde hace años en Euskadi, Extremadura, Andalucía y otras partes de España, con el software libre que, a diferencia de Microsoft, difunde el código fuente (la fórmula que permite adaptar, mejorar y distribuir copias para beneficio de la comunidad de usuarios). Ahora bien, en Cataluña, por ejemplo, el Departamento de Educación ha establecido acuerdos con Microsoft y ha ido abandonando el software libre. Como saben, Rodríguez Zapatero hace unos días anunció la compra de portátiles para los escolares, junto a acuerdos con Bill Gates, contribuyendo, a mi modo de ver, a la apropiación privada del conocimiento, como denunciaba hace ya años el sabio Manuel Castells. Y yo me pregunto, ya que hablamos tanto de valores: ¿Los que aporta el software libre de diálogo, igualdad y cooperación, a dónde van a parar? ¿O es que lo que le pedimos a la escuela no lo queremos para la sociedad?

Por otro lado, hay acuerdos de elaboración de materiales didácticos digitales con las grandes editoriales. La solución a las inconveniencias del libro de texto pasa, parece ser, por la elaboración digital que se está llevando a cabo con urgencia. ¿Pero avanzaremos con ello? Veamos que puede pasar. Aunque el soporte sea distinto, seguramente mucho más atractivo, si la información almacenada es estática, no actualizada ni dinámica, continuará siendo un compartimento estanco como el libro de texto. Y si además las estrategias de aprendizaje son las mismas de siempre no habrá innovación. Lo que quiero decir es que las posibilidades de Internet se desperdician. Se desperdicia por un lado la posibilidad de acceso a la información, y por otro la posibilidad de comunicación mediante la formación de comunidades virtuales (que no sólo sirven como lugares de encuentro), sino que nos brindan la oportunidad de compartir información: favorecen la transversalidad entre las distintas disciplinas y nos ayudan a construir cooperativamente el conocimiento. Pues para ello lo que tiene que cambiar es la actitud del profesorado, ya que podemos utilizar Internet, pizarras digitales, power points, todo muy útil por supuesto, y continuar sin enseñar lo que es primordial: a saber buscar, o sea, saber elegir la información pertinente, a distinguir la buena de la mala en medio del caos, a contrastar y a manejar fuentes. El problema hoy es precisamente el exceso de información. Y luego enseñar a rehacerla, a subrayar lo que consideramos esencial o queremos destacar de un texto de acuerdo a unos criterios previos, a estructurar y organizar la información, a resumirla, a convertirla en conocimiento. Y a compartirlo. Y aquí la función orientadora del buen maestro (que siempre ha hecho lo mismo aunque con otros instrumentos). O sea, ayudar a comprender, a interpretar, a dialogar, a pensar, claro, la única manera por otro lado de luchar contra la estulticia y el sectarismo. Tenemos que situar, pues, las TIC en lo que son y en las posibilidades extraordinarias que suponen para el cambio hacia un modelo educativo acorde con los tiempos.

Y aunque parezca obvio ello no se resolverá sólo con los libros digitales, ni con la compra de ordenadores, aunque sean portátiles. Insisto, las TIC son usadas desde hace tiempo en muchas escuelas, e incluso con software libre, en experiencias muy innovadoras. Parafraseando al pensador Edgar Morin, tan estimado por los profesores, en su último libro ('On va el món? Cap a l'abisme', 2009): las innovaciones/creaciones, que siempre son una desviación de la norma, pueden modificar, cambiar o sustituir la tendencia dominante para convertirse nuevamente en norma. Y aunque sepamos que la innovación es en primer lugar cuestión de personas y no de instituciones, deberíamos preguntarnos: ¿Contribuirán las decisiones tomadas por las administraciones educativas a espolear los caminos iniciados y desarrollados con éxito hasta ahora? ¿O los abortarán con decisiones, a mi modo de ver, efectistas y conservadoras? ¿Qué tendencia se convertirá en norma? Y si todo ello sirve para educar a nuestros hijos en un mundo cada vez más complejo, pues entonces que sea bienvenido.

CARME ALCOVERRO CATEDRÁTICA DE SECUNDARIA Y DIRECTORA DE LA REVISTA ESCOLA CATALANA

Leer más...

Del atentado a las torres gemelas, al atentado sobre nuestras pensiones

Para entender qué nos ha llevado a la crisis financiera actual, es necesario remontarse en el pasado hasta el fatídico 11 de septiembre de 2001, fecha que ha quedado grabado en la historia por ser el día en el que el corazón financiero de la economía mundial sufrió un verdadero «infarto» tras el derribo de las torres gemelas de New York. La economía estadounidense a partir de ese momento ya no fue la misma, sufrió un verdadero bloqueo del suministro de oxigeno financiero que posteriormente se trasladaría al resto del mundo. La Reserva Federal estadounidense (Fed) no tardó en reaccionar inyectando liquidez a la economía, expandiendo el crédito a través de unos bajos tipos de interés que llegaron al 1% durante dos años. Esta inyección de crédito originó que durante el período 2001 a 2006 se engendrara la peor burbuja inmobiliaria de los Estados Unidos.

Pero no sólo fue la Fed dirigida por Alan Greenspan la que favoreció el crédito barato, para animar su economía. El Banco Central Europeo muy vinculado a las decisiones monetarias estadounidenses, fundamentalmente en lo que respecta a los tipos de interés, hicieron otro tanto de lo mismo y redujeron también los tipos de interés, llegando hasta el 2% en el período desde 2003 a 2005. Estas medidas y las de otros países a un lado y otro del atlántico impulsaron rápidamente la demanda y el crecimiento mundial. La percepción distorsionada de la realidad generó inversiones equivocadas, en la que cayeron no sólo empresarios, sino también algunos gobiernos, fundamentalmente socialistas y pro keynesianos, que encontraron dinero fácil con el que conseguir animar su economía a través de un mayor gasto de consumo público. Estos dos elementos desafortunadamente se sucedieron también en España.

La economía española que por aquel entonces había ralentizado su crecimiento en 2000 a 2002 del 4% al 2,7% anual, recibía un balón de oxígeno envenenado de los bancos centrales, y junto con un impulso adicional del gasto de gobierno, hizo que nuestra economía remontara el vuelo hasta alcanzar un crecimiento del 4% en 2006 y 3,6% en 2007, años en los que el déficit público incluso pasaría a convertirse en superávit del 2% en 2006 y el 1,9 en 2007. Sin embargo, este crecimiento de nuestra economía a través de una mayor demanda era «ficticio» y no tardaría en derrumbarse, llevándose consigo a numerosas inversiones y haciendo tambalear economías aparentemente boyantes como la española o la irlandesa. El impulso de la demanda también llevó a que la economía española precisara (hasta 2007) mano de obra urgentemente para poder acometer sus nuevos proyectos empresariales, fundamentalmente del sector de la construcción, y con el fin de evitar que los precios crecieran se dejó vía libre a la inmigración.

Cuando me refiero a que este crecimiento de la demanda como ficticio, lo que quiero decir es que fue un crecimiento irreal y animado principalmente por el crédito barato, así como por el incremento de los gastos públicos impulsados también por los bajos tipos de interés. Ambos impulsos sobre la demanda no tardarían en replegarse cuando la liquidez internacional se secó, pues la mayoría de ese crédito provenía del exterior, dejando al descubierto las vergüenzas propias de aquellas economías más intervenidas y con bajísimos niveles de ahorro nacional, como la española. Si por aquel entonces en vez de estimular la demanda para que creciera la economía utilizando más gasto de consumo de gobierno, se hubiera incentivado el ahorro nacional y optado prudentemente por una política fiscal que frenara la demanda (política restrictiva) como compensación a la política monetaria expansiva provocada a través de la expansión del crédito, ni hubieran subido los precios, ni probablemente hubiéramos comprometido nuestro presupuesto público hasta el punto de llegar a tener el 11,2% de déficit en 2009. Tampoco hubiéramos tenido unos pagos por intereses de la deuda que a fecha de hoy son de tal magnitud que se acercan a los pagos que se tienen que realizar para hacer frente a las prestaciones por desempleo. Estos intereses han pasado a convertirse en un verdadero obstáculo para mantener el déficit bajo control, debido sobretodo a los mayores tipos de interés que se deben pagar al elevarse la prima de riesgo-país. Algunos otros países recientemente han llegado a plantearse incluso su «salida del euro» por la elevada dependencia de la financiación exterior, como en el caso de la economía portuguesa.

Con unos tipos de interés altos las dificultades para reducir el déficit aumenta y deja sin capacidad de reacción a los responsables de la política económica, a no ser que planteen recortes importantes del gasto. La elevación de los impuestos no siempre es posible en una economía en depresión, pues tampoco garantizan una mayor recaudación. No se trata por tanto, de estimular la demanda para conseguir crecimiento, como promovió el gobierno socialista hasta hace bien poco, amparados eso sí en propuestas de economistas keynesianos, sino más bien se trata de garantizar un crecimiento real de la economía a través de reformas estructurales que permitan reducir la participación e intervención del Estado en la actividad económica, limitando los gastos, pero también recortando impuestos para dar mayor importancia al sector privado, además naturalmente, de reducir todas las regulaciones intervencionistas y burocráticas del Estado y sus Autonomías. Estas medidas son las únicas que pueden dar frutos a la hora de generar capacidad económica real.

Si no queremos ver comprometido el presupuesto en todas y cada una de sus cuentas que la componen: desde el sistema de pensiones, las prestaciones por desempleo, o las inversiones públicas en infraestructuras, etc. Es decir, si queremos garantizar el futuro de nuestro llamado Estado del bienestar, no podemos dedicarnos a consumir anticipadamente lo que no tenemos, ni mucho menos a despilfarrar sin pensar que los déficit continuos lo único que consiguen es menor liquidez para la economía y un volumen de deuda cada vez más difícil de manejar (y de conseguir actualmente); y que además finalmente los pagos por intereses acumulados limitan y comprometen también otras partidas importantes de nuestro presupuesto público, siendo necesarios tarde o temprano, ajustes salariales y recortes en nuestras pensiones.

Tampoco se trata de consumir menos y exportar más, como propone el nuevo ministro de Trabajo Valeriano Gómez. Es decir, no se trata de sustituir ahora demanda interna por demanda externa para conseguir que la economía crezca, se trata básicamente de alejar el peligro de unos pagos por intereses de la deuda que comprometen, no sólo la futura política fiscal y la liquidez de la economía, sino, lo que es peor aún, los compromisos sociales con los desempleados y a los jubilados, y eso sólo se consigue limitando el tamaño de nuestras Administraciones Públicas, así como el gasto que el Estado y sus Autonomías generan. Tampoco se trata como dijo en Shanghai la ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, que dado que es «muy deficitaria la balanza comercial con China» espera que las empresas españolas «puedan invertir en China». Es decir, que no se trata de que como somos insuficientemente competitivos, a partir de ahora sea mejor deslocalizar nuestras empresas o realizar nuestras inversiones directamente en China en vez de en España, pues que yo sepa, eso no crea puestos de trabajo donde nos hace falta, es decir, en España.

Secretario Gral pCUA
Vicepresidente Proyecto Liberal Español
Leer más...

La Operación Columna, la otra cara de la moneda de la democracia de Felipe González, la forma de proceder Nazi contra los derechos humanos.



Reportaje publicado en canariasaldía.com,

Los que hemos sufrido la Operación Columna, como es el caso de nuestro Presidente José Piñeiro sabemos que bajo el yugo socialista dirigido por Felipe González, el Rey Sol, la democracia fue una falsedad y su imperio impedía ponerse el sol del respeto a los derechos humanos y a la legalidad consitucional, esperamos una reparación constitucional y legal para todos en cuestión de Justicia, y cumplimiento de las sentencias del Tribunal Europeo de Derechos Humanos.

A. G. Las Palmas de Gran Canaria
¿Qué es la operación Columna? Según los documentos secretos que con el paso de los años han trascendido públicamente, fechados entre 1988 y 1991, se trata de una trama organizada en esa época desde la Dirección General de la Guardia Civil para actuar contra los agentes que pretendían asociarse y pedir unas mejores condiciones de trabajo, a través principalmente del Sindicato Unificado de Guardias Civiles (SUGC).


Recientemente, una Proposición No de Ley presentada por Unión, Progreso y Democracia (UPYD) ponía precisamente sobre la mesa la conveniencia de readmitir a los agentes que fueron sancionados o expulsados por "reivindicar sus derechos constitucionales".

De los inicios de la operación Columna deja constancia un documento interno de mayo de 1989 donde se afirmaba que una vez acometida la "obtención y acopio de información" acerca del"movimiento sindical clandestino", había llegado el momento de "abordar la fase operativa de su desarticulación".

"El movimiento afecta a todas las zonas del cuerpo, y se encuentra en un periodo de fuerte actividad expansiva", recalca el informe. Para atajarlo, se iba a poner en marcha "un dispositivo operativo especial que, en tanto dure la fase de desarticulación, se encargue con exclusividad absoluta y con relevo de cualquier otra responsabilidad de la dirección, coordinación e impulsión de la misma". Este dispositivo contaría con un mando y dos "órganos", uno "de apoyo a la obtención" y otro "de apoyo a la elaboración".

El significado del término "elaboración" queda más claro en otro documento, del mes de agosto del mismo año. "Como quiera que la tipificación plena y absoluta del delito de sedición militar resulta a veces difícil de conseguir", se fijaban unos objetivos para la "obtención de una prueba irrefutable" contra los agentes sospechosos. Entre esos objetivos figuraba por ejemplo el de "conseguir la convocatoria de una reunión del Comité Nacional del SUGC, a la que asistan todos los dirigentes de los comités provinciales (entre 10 y 20 personas) procediendo a la detención de los mismos cuando se esté celebrando".

"Proceso de actuación"

El "proceso de actuación" en cada caso pasaba por entrar en contacto con el juez togado militar de la región y solicitarle "la autorización para intervenir los teléfonos", basándose "en la existencia de indicios racionales de culpabilidad sobre los sospechosos".

"Se deben incluir en las peticiones los teléfonos de aquellas dependencias oficiales desde las que, se sabe o presume, contactan los sospechosos cuando se encuentran de servicio y los deaquellas otras personas, familiares o no, que emplean para sus comunicaciones orgánicas", sigue recogiendo este documento interno de agosto de 1989.

También se contemplaba la posibilidad de "provocar algún hecho para obtener una prueba", siempre y cuando se solicitara antes a los superiores.

Finalmente, la operación Columna se puso en marcha en el conjunto de España entre septiembre y octubre de 1989, siempre según recogen los documentos a los que ha tenido accesoCanariasaldia.com. Informes posteriores apuntan a que en efecto se fabricaron pruebas para detener a los agentes sospechosos de asociacionismo, como en el caso del actual presidente del SUGC, José Piñeiro, quien habría acudido a una entrevista preparada con el fin de implicarle.

Del mismo modo, se ofrecen datos de los medios de comunicación y periodistas que apoyaban la mejora de condiciones de trabajo en el Cuerpo, así como de partidos políticos, sindicatos generalistas y policiales o "representantes de estamentos docentes y profesiones liberales".

Y el supuesto espionaje no era sólo telefónico: una nota de junio de 1990 explica cómo seis personas en un hotel estuvieron "dialogando durante 30 minutos sobre el sindicalismo en el Cuerpo".

Para quienes redactaron estos documentos, la justificación para estas actuaciones pasaba por considerar el asociacionismo como una "agresión contra la sustancia esencial de la institución que emplea todas las técnicas y procedimientos de los movimientos subversivos y que alcanza, en este momento, cotas de alto peligro toda vez que los mecanismos de autodefensa del Cuerpo están casi inermes".

Todo ello a pesar de que algunos de los mandos habían manifestado poco antes del comienzo de la operación Columna que, "mientras no se corrijan las causas de fondo que motivan el movimiento sindical clandestino", éste se reactivaría "periódicamente".

Resultados

En mayo de 1990, 10 de los "miembros más destacados" del asociacionismo según los responsables de la operación Columna se encontraban en prisión preventiva, procesados o cumpliendo arresto. Se apuntaba además que "todas las escuchas, en mayor o menor grado, están dando fruto, y las cintas con sus transcripciones se están entregando, regularmente, en los distintos juzgados".

Y de nuevo en febrero del siguiente año se afirmaba que a raíz de la operación Columna "se han desarticulado, por detención de sus cabecillas", los comités del SUGC en quince zonas, entre ellas Sevilla, Barcelona o Gijón.

En 19 de junio de 1991 se decidía "dar por concluida la operación Columna" pero se abrían"otras cuatro operaciones parciales".

Los documentos de la Operación columna han sido entregados por Luis Roldán a nuestro Presidente José Piñeiro, Exdirector General arrepentido por la cantidad de ilegalidades que cometió contra los derechos humanos por orden de la superioridad.

Leer más...

Esperpéntica Intervención de TRINI en Veo, más que oir a una Ministra es verguenza la que sentimos

Rubalcaba y el Sáhara: rueda de prensa para olvidar

Antonio Casado -

El vicepresidente del Gobierno y ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba -en rueda de prensa posterior al encuentro con su colega marroquí, Taib Cherkaui-, y la ministra de Exteriores, Trinidad Jiménez -en el Senado-, se acogieron a las generales de la ley: confianza mutua entre países vecinos y amigos. Los amigos se hablan con “sinceridad” y con “claridad”, según previa declaración de principios que no ayuda a moverse entre la niebla de un asunto tan sórdido.

A todos los efectos, el Gobierno de Marruecos se convierte en la primera y principal fuente de información del Gobierno de España para conocer lo ocurrido en el asalto policial al campamento de Gdeim Izik. Allí se instaló hace varias semanas como protesta social de los saharauis de El Aaiún por las malas condiciones de vida que llevan en su propia tierra, gobernada de hecho -sin ningún título de soberanía- por Marruecos.

Por lo tanto, y salvo que el ministro marroquí le haya contado a Rubalcaba algo distinto de lo que luego contó en vehemente y multitudinaria rueda de prensa, el Gobierno de España da por bueno que la intervención de las fuerzas marroquíes fue “pacífica”; que la muerte del ciudadano español Baby Hamday Buyema,se debió a un atropello accidental, y que los policías marroquíes fueron agredidos “brutalmente” al intentar rescatar a ciudadanos inocentes “secuestrados” por “milicias armadas” que se habían adueñado del asentamiento.

El Gobierno da por bueno que la intervención de las fuerzas marroquíes fue “pacífica”; que la muerte del ciudadano español Baby Hamday Buyema se debió a un atropello accidental, y que los policías marroquíes fueron agredidos “brutalmente”

¿Seguro que el Gobierno español da por buena esta versión? La pregunta, formulada de tres o cuatro maneras distintas (“¿Se lo cree el Gobierno?”, “¿Se lo cree usted?”, se le preguntó a Rubalcaba) no tuvo respuesta. Visiblemente incómodos en la doctrina oficial, tanto Trinidad Jiménez frente al senador Juan Van Halen (PP) como Pérez Rubalcaba frente a los periodistas se remitieron a la versión de Marruecos. Hasta el punto de hacer aún más insoportable la sensación de desfallecimiento en una cuestión de principios. Como si se hubiese renunciado al deber de conjugar intereses con valores, que es propio de un gobernante. La derrota de los valores es, en este caso, clamorosa.

Si la percepción de nuestra opinión pública sobre los sucesos de estos días no coincide con la versión expuesta ayer en Madrid por el ministro Cherkaui, no impugnada por Rubalcaba ni por Jiménez, se debe a que la prensa española los ha “tergiversado” con el propósito de “denigrar a Marruecos”. Ni disparos, ni genocidio, ni violación de derechos humanos, como han informado los periodistas españoles, sino una “intervención completamente pacífica en el marco del respeto a la ley y bajo la supervisión de los jueces”, del que solo se ha derivado la muerte de diez agentes marroquíes y la del ciudadano español atropellado por un coche policial.

Y si se hubiera cometido algún exceso por parte marroquí, o quedase algún cabo suelto de difícil explicación en el relato “detallado” y “minucioso”del ministro Cherkaoui, no tenemos más que pedir una investigación suplementaria y el Gobierno marroquí la hará encantado, según declaró ayer el ministro Rubalcaba en una rueda de prensa para olvidar. Nos dejó un amargo sabor de boca.

Leer más...

Obama... dos años después

El seis de noviembre del 2008 escribí dos artículos sobre éste insólito nuevo presidente estadounidense (están en mi web y puede leerlos) y en ellos manifesté cuanto ello me sugería. Luego fueron viniendo los “devenires” y dificultades de éste hombre; y avanzando la crisis galopante, que ya en aquel entonces, seguro que “los de siempre”, sabían que se iba a producir y quizá por ello, “permitieron” que un medio blanco o un medio negro (según se quiera decir puesto que es mulato) entrara, nada menos que como presidente de la nación más poderosa y rica (es lo mismo, puesto que el poder en este mundo es el dinero) de este pobre y empobrecido planeta.

Sabido es que en Estados Unidos (USA) o en cualquier otro país “democrático y libre”; con dinero y propaganda, hacen presidente a quienes quieran los que de verdad manejan “los hilos”, del dinero nacional o internacional. Un presidente lo hacen con ese tipo de “cemento” y da igual sea de la índole que sea; puesto que y como la “Coca Cola”; es cuestión de publicidad y se la han hecho beber hasta a los... esquimales.

En esto no olvidemos que los norteamericanos son los más avanzados en vender lo que sea y como sea... y un presidente de gobierno, gobernador, alcalde, senador o representante de la categoría que sea... “se hacen con dinero en forma de propaganda masiva”; difícilmente alguien puede llegar a puestos de cierta relevancia, si no es así.

Recordemos que la política norteamericana estaba bastante baja (si no por los suelos) tras el paso por la presidencia de “los dos Bush” y alguno otro; los atentados contra las torres gemelas achacado a un terrorismo, muy cuestionado y de lo que hay amplia información en la red, de “quién y por qué de aquello”; las guerras de Irak y Afganistán; la cantidad de soldados que llegaban muertos a la nación, etc. etc.

Entonces y ante todo lo pasado y lo que se les venía encima (la nueva gran depresión, que no crisis como dijeron y aún dicen); intuyo que las verdaderas fuerzas vivas que mueven ese país (igual imagino ocurre en los demás) decidieron que había que, “renovar las caras para que éstas dieran la cara a todo lo que había pasado y a todo lo que ya se veía venir” y así... y como cualquier crecepelo (que seguro compran todos los calvos) se buscó, entre las existencias a poner en venta... “y se puso a la venta el nuevo producto Obama”; como una mercancía (política más) y sabiendo que esa mercancía, sería devaluada a no tardar mucho, puesto que le dejarían prometer y anunciar, pero a la hora de la verdad... “las riendas siempre ocultas frenan el galope”.

Y en ello (creo) están y estamos, puesto que “las enfermedades del imperio, se transmiten y contagian a sus colonias”; y Europa está ligada a los USA y por tanto “sus dolores, serán siempre los nuestros e incluso más agudizados”... ya lo veremos, con los “juegos que ahora inician imprimiendo dólares como si fueran tapones del refresco arriba indicado”... “El capital especulativo es el dueño y señor de todo y ese no tiene más bandera, que la que se podría hacer con lingotes de oro y de platino” (por ejemplo).

Aquello que dijo a voz en grito el señor Obama... Refiriéndose a las grandes finanzas y al gran capital (“lagarto, lagarto que diríamos es España”) y dijo contundentemente… “No puede existir un Wall Stret próspero, mientras “el comercio y el hombre de a pie sufre. En este país avanzamos o fracasamos como una sola nación, como un solo pueblo. Resistamos la tentación de recaer en el partidismo y la mezquindad e inmadurez que han intoxicado nuestra vida política desde hace tanto tiempo – Aquellos que nos ven desde más allá de nuestras costas, desde parlamentos y palacios, o desde los rincones olvidados del mundo… nuestras historias son diversas, pero nuestro destino es compartido, y llega un nuevo amanecer de liderazgo estadounidense. Aquellos que derrumbarían al mundo; os vamos a vencer. Aquellos que buscan la paz y la seguridad: os apoyamos - ¿qué cambio verán? ¿qué progreso habremos hecho? Esta es nuestra oportunidad de responder a ese llamamiento. Este es nuestro momento. Gracias. Que Dios os bendiga. Y que Dios bendiga a los Estados Unidos de América”.

O lo que yo ya escribiera entonces... “¿Qué va a ocurrir ahora?... misterio; misterio por cuanto esa nación ha sido la cuna del más sanguinario de los capitalismos (junto también al europeo y asiático) y que ha devastado al mundo, creando al final… la peor crisis (así ha sido denominada) que ha sufrido este planeta, puesto que es de ámbito mundial y donde se ha demostrado, que ese criminal capitalismo es mucho peor que el cólera, la lepra, el sida y todas las demás virulentas enfermedades juntas, puesto que el gran atraso intelectual (que es lo primero no se olvide ello) que padece la humanidad es debido a esa imposición del dinero y la mentira que lo sostiene”.

Por todo ello y viendo el cambio tan brutal de las últimas votaciones norteamericanas, para lo que se han gastado enormes capitales; a Obama, le queda en la Casa Blanca, lo que decidan esas brutales finanzas que todo lo dominan... si no, al tiempo.

Antonio García Fuentes

(Escritor y filósofo)

www.jaen.ciudad.org (allí más)
Leer más...